¿Cómo conducir de forma eficiente y ahorrar combustible?

¿Cómo conducir para ahorrar combustible? Es una pregunta que todos deberíamos responder con hechos, puesto que no solo se debe ahorrar combustible, sino que el auto requiere de cuidado y buen uso para que no sufra deterioros prematuros.

Cómo conducir de forma eficiente es una pregunta que hace referencia a la manera de conducir un auto, qué tan eficientes somos cuando lo aceleramos o frenamos entendiendo que las revoluciones y fuerza innecesaria incurren directamente en la cantidad de combustible que se consume. Por esta razón, es de suma importancia saber cómo conducir de forma eficiente y conocer los métodos que hay para ahorrar combustible.

Pautas y orientaciones para ahorrar combustible

Para ahorrar combustible, primero que todo hay que conocer muy bien nuestro auto y saber que si lo forzamos en el arranque, en la frenada y lo aceleramos repentinamente, vamos a perder mucho combustible.

Para controlar el consumo de gasolina se necesita mantener reguladas las revoluciones del auto, de la misma forma que con la caja de cambios; a menos revoluciones del motor, menos combustible consume el vehículo, aunque esta hipótesis está sujeta a las condiciones de la carretera. Las revoluciones se aprecian en el tacómetro.

Ilustremos la explicación con un ejemplo para aprender ¿Cómo conducir de forma eficiente?: viajamos por una vía recta y plana en cuarta, a unas mil quinientas revoluciones y llegamos a un trayecto donde comienza a subir. Este cambio en la vía lleva a que las revoluciones bajen y el motor produce un tono más grave en su sonido. Esto indica que el motor está cansando y consume más combustible.

Cuando advertimos esta caída de revoluciones, lo que se debe hacer es bajar de cuarta a marcha a tercera marcha produciendo que el motor suba de revoluciones, es decir, le estamos alivianando la carga y bajándole el esfuerzo.

El motor debe mantener un nivel ideal de esfuerzo mínimo, para bajar el consumo de combustible. Los motores desarrollan su fuerza a partir de un nivel de revoluciones, por lo que si conducimos muy abajo en las revoluciones, estamos forzando al motor y por consiguiente pide más combustible.

Cuando hacemos los cambios muy rápido, manteniendo el motor en altas revoluciones, éste se ahoga. Escuchando con atención el sonido del motor, nos damos cuenta si el auto va forzado. Cuando el sonido es suave, se siente liviano el auto y menos combustible se consume.

Otras causas que nos hacen consumir más combustible es la presión de neumáticos cuando la carga interior es innecesaria y el estado de los elementos mecánicos del vehículo. Es importante hacer revisiones frecuentes y mantenimiento efectivo para que el auto esté en buenas condiciones, lo que va a ayudar siempre al ahorro de combustible.

Cómo conducir de forma eficiente para ahorrar combustible al frenar

Una habilidad poco conocida o aplicada para ahorrar combustible, es cuando frenamos al llegar a un semáforo. No se debe dejar en neutro el vehículo mientras se está frenando. Y casi llegando al semáforo o al momento de parar, se embraga y se deja en neutro. Este sencillo método puede hacer ahorrar combustible en buena cantidad. Entonces, ¡A conducir bien y a ahorrar combustible!

This post is also available in: English